Uso y mantenimiento del calzado de uso profesional

Como ya hemos comentado en otras entradas, debemos protegernos los pies adecuadamente según los riesgos laborales que podemos sufrir en el trabajo.

cuidado-calzado

Pero ¿cómo debemos usar y mantener este tipo de calzado? La vida útil del calzado de seguridad dependerá de las condiciones de empleo y de su cuidado. A continuación, os destacamos algunas recomendaciones y datos de interés que os ayudarán a alargar la vida de vuestro calzado de seguridad:

  1. Todo tipo de calzado de seguridad debe mantenerse seco y limpio. Tampoco se debe someter a cambios muy bruscos de temperatura para evitar el deterioro del tejido/piel.
  2. El cuero es un tipo de material que se adapta fácilmente a la forma del pie. Debido a esto ( y a motivos de higiene), es importante que el calzado no sea utilizado por otra persona.
  3. Los calzados que se pueden reutilizar (botas de goma, caucho o materia plástica) deben ser desinfectados sistemáticamente para evitar la transmisión de infecciones en los pies.
  4. Un calzado de trabajo debe ser cómodo y ligero, evitando que pese más de 2 kg. el par. Esta comodidad la encontraremos según las tallas de largo y de ancho, incorporando almohadillas en la zona maleolar, rellenando la lengüeta y utilizando un tratamiento antimicrobiano para evitar su deterioro interno.
  5. Hay que utilizar los productos de limpieza adecuados para cada tipo de material. Incluso el zapato de mejor calidad, si no se cuida correctamente, irá perdiendo sus propiedades.
  6. Se debe controlar de forma regular el estado del calzado. Si el estado es deficiente habrá que cambiarlo o repararlo. Es aconsejable poner “fecha de caducidad” al calzado según sus características y las condiciones del entorno.

Compártelo

Tu Blog de Ropa de trabajo, vestuario laboral y calzado de seguridad. Te aconsejamos sobre todos los aspectos de seguridad en tu trabajo y resolvemos tus dudas.